Inicio El Polígono Reglamento para Polígonos de Tiro
Reglamento para Polígonos en Costa Rica PDF Imprimir E-mail

EL PRESIDENTE DE LA REPÚBLICA Y EL MINISTRO DE SEGURIDAD PÚBLICA

En uso de las facultades que conferidas por el artículo 140, incisos 3), 8), y 18), y artículo 146 de la Constitución Política, artículos 1, 2 y 3 de la Ley Orgánica del Ministerio de Seguridad Pública Nº 5482, publicada en el Diario Oficial La Gaceta Nº 12 del 18 de enero de 1974, Ley de Armas y Explosivos Nº 7530, publicada en el Diario Oficial La Gaceta Nº 159 del 23 de agosto de 1995, Ley Servicios de Seguridad Privados, Nº 8395, publicada en La Gaceta Nº 235 del 5 de diciembre del 2003.

 

CONSIDERANDO:

Primero.—Que la Ley de Armas y Explosivos Nº 7530, señala la posibilidad de que las personas posean y usen armas de fuego permitidas, mismas que deben de registrarse ante el Departamento de Control de Armas y Explosivos de la Dirección General de Armamento del Ministerio de Seguridad Pública, siendo que uno de los requisitos para cumplir con tal obligación legal, es conocer las reglas de seguridad, el manejo apropiado del arma y los fundamentos de su funcionamiento.

Segundo.—Que en la actualidad existen lugares donde se practica con armas de fuego, sin que exista una regulación apropiada para los mismos, poniéndose muchas veces en peligro la integridad física de sus usuarios y de terceros, por lo que se hace necesario dictar el presente reglamento para establecer medidas de seguridad razonables en los campos de práctica de tiro, conocidos como polígonos. Por tanto:

DECRETAN:

Reglamento para el funcionamiento de polígonos o campos de tiro para armas de fuego permitidas.

Artículo 1º—Campo de Acción. El presente reglamento regula los requerimientos necesarios para inscribir ante la Dirección General de Armamento un polígono o campo de tiro, destinado a la enseñanza, el entrenamiento, la práctica o agudización de destrezas en que medie cualquier tipo de utilización de un arma de fuego permitida.

Artículo 2º—Obligación de la inscripción y autorización. Todos los polígonos deberán estar inscritos ante la Dirección General de Armamento. Para que estas instalaciones puedan operar, se requerirá de un acto administrativo expreso de la Dirección General de Armamento, que así lo autorice.

Artículo 3º—Plazo de la inscripción. La inscripción del polígono o campo de tiro que autorice su operación será válida por tres años, pudiendo prorrogarse por períodos iguales. Sin embargo, la Dirección General de Armamento realizará inspecciones por lo menos una vez al año, para verificar el cumplimiento de los dispositivos de seguridad y de las demás disposiciones contenidas en este Reglamento.

Artículo 4º—De la solicitud de inscripción. La solicitud para inscribir un polígono o campo de tiro deberá presentarse ante la Dirección General de Armamento, de forma personal o mediante escrito debidamente autenticado, el cual deberá contener como mínimo la siguiente información:

  • a. Nombre y calidades del solicitante. Si es persona jurídica, deberán incluirse los datos de su representante legal.
  • b. Ubicación exacta de las instalaciones.
  • c. Nombre y calidades de las personas encargadas de la instrucción en las instalaciones y de su seguridad. Dichas personas deben estar debidamente acreditadas ante la Escuela Nacional de Policía.
  • d. Breve descripción y fotografías de las instalaciones.

Artículo 5º—Documentos adjuntos a la solicitud. A la solicitud de inscripción deben adjuntarse los siguientes documentos:

  • a. Certificación registral del inmueble. En el caso de que el solicitante no sea el propietario registral, deberá presentar el respectivo contrato de arrendamiento u otro documento idóneo en donde se le autorice la instalación del polígono o campo de tiro.
  • b. Certificación de personería jurídica cuando sea procedente.
  • c. Copia certificada del permiso de funcionamiento extendido por la autoridad competente del Ministerio de Salud.
  • d. Constancia del Ministerio de Ambiente y Energía en la cual se indique que las instalaciones no se encuentran en una zona protegida.
  • e. Croquis de las instalaciones que incluya las medidas de seguridad implementadas.
  • f. Reglamento interno para el uso de las instalaciones.

Artículo 6º—De la inspección. Los funcionarios de la Dirección General de Armamento realizarán una inspección en el sitio, con el fin de determinar si las instalaciones son aptas para el desarrollo de la actividad solicitada. La inspección podrá ser llevada a cabo mediante las diferentes Direcciones Regionales de las Fuerzas de Policía del Ministerio de Seguridad Pública, a solicitud de la Dirección General de Armamento. El encargado de realizar la inspección levantará el acta respectiva, la cual deberá remitir a la Dirección General de Armamento dentro del término de cinco días siguientes a la realización de la diligencia.
Dicha Dirección podrá inspeccionar las instalaciones en el caso que exista duda razonable en lo descrito en el acta mencionada.

Artículo 7º—De la renovación del permiso. Para renovar el permiso será necesario presentar solicitud expresa ante la Dirección General de Armamento, actualizando la información desde la última gestión. Recibidos los documentos, se procederá con la inspección respectiva, luego de lo cual se valorará integralmente la solicitud.

Artículo 8º—Del permiso de funcionamiento. Una vez inscrito el polígono o campo de tiro, el interesado deberá obtener la respectiva patente municipal, en el caso que proceda, de conformidad con las regulaciones vigentes para cada cantón. Paralelamente a lo anterior, el interesado deberá presentar una constancia emitida por la Cruz Roja Costarricense o por una empresa privada de servicios médicos, en la cual se existencia de capacidad de respuesta oportuna ante la eventualidad de un accidente en el polígono, y un Plan de Emergencia para ser aplicado en caso de accidente con armas de fuego.
Transcurridos quince días hábiles sin que el interesado hubiere recibido la constancia indicada en el párrafo anterior, así lo hará saber en la solicitud, aportando la prueba correspondiente.

Artículo 9º—De los tipos de polígonos. Habrá cuatro tipos de polígonos, a saber:

  • a. A cielo abierto.
  • b. Bajo techo.
  • c. De tiro a reacción.
  • d. Para el tiro con platillo.

Artículo 10.—De las instalaciones físicas de los polígonos a cielo abierto. Las instalaciones de los polígonos contarán como mínimo con los siguientes requisitos de seguridad:

  • a. Se definirá claramente el punto de disparo y se identificará claramente el objetivo siendo ésta la única, dirección en la cual se permite accionar el arma.
  • b. La distancia entre la pared de fondo y el blanco, no podrá ser inferior a cinco metros. Igualmente, la distancia entre el punto de tiro y el objetivo no podrá ser inferior a diez metros; debiendo tener detrás del blanco una barrera natural o artificial de al menos veinte metros de alto y un espesor adecuado según las armas y municiones que se utilicen. Sin embargo, y según criterio de la Dirección General de Armamento, las distancias descritas pueden variar manteniendo siempre la proporción entre el punto de tiro y el objetivo; así como la altura de la barrera que se encuentra detrás del blanco. En todo caso, si por razones propias de las instalaciones, la altura de la barrera mencionada no guarda la proporcionalidad de la distancia entre el punto de tiro y el objetivo, se instalará en dicho lugar al menos dos parabalas que impidan la trayectoria de cualquier proyectil disparado en un ángulo superior a los cuarenta y cinco grados.
  • c. En caso de que los costados del área de tiro no ofrezcan la seguridad requerida para la aprobación del polígono, la Dirección General de Armamento solicitará al interesado la construcción de barreras artificiales con materiales resistentes para soportar el impacto y detención de las balas.
  • d. Para cada tirador deberán confeccionarse cubículos individuales de al menos un metro y medio de largo, cuyas paredes y techo protejan a las personas que puedan estar a los lados, y que impidan un disparo involuntario hacia arriba en un ángulo superior a los cuarenta y cinco grados.
  • e. El polígono deberá tener un área de seguridad en la parte trasera y laterales, que garantice la seguridad de vecinos y transeúntes. En el caso que el área no brinde la seguridad requerida, la Dirección General de Armamento exigirá la construcción de barricadas o salvaguardas, según las necesidades, de cada lugar.

Artículo 11.—De los polígonos bajo techo. Los polígonos o campos de tiro bajo techo deberán reunir los mismos requisitos de seguridad que aquellos a cielo abierto. Además, tanto el techo como las paredes y demás divisiones internas de aquellas áreas destinadas al tiro, deberán ser de un material que garantice que ningún proyectil disparado lo traspase. Podrá ajustarse la altura del techo según su resistencia certificada por un profesional en la materia, debidamente incorporado al Colegio de Ingenieros de Costa Rica.
Las paredes deberán contar con los medios técnicos que permitan la absorción del sonido, tanto hacia al exterior como en su rebote hacia el usuario.

Artículo 12.—De los polígonos de tiro de reacción. Aquellos polígonos destinados a la práctica del tiro a reacción o bajo la modalidad de “combate”, deberán habilitar una zona específica para este fin, la cual deberá reunir los requisitos de seguridad exigidos para los polígonos a cielo abierto o bajo techo, a excepción del cubículo para disparo.
En el campo solo podrá haber un usuario por turno, debiendo realizarse los disparos en una misma dirección, de manera tal que puedan ser retenidos por el muro de contención detrás de los objetivos.

Artículo 13.—De los polígonos de tiro al platillo. Cuando el objetivo a que se le dispara es un blanco móvil lanzado al aire por medios mecánicos, deberán respetarse las mismas disposiciones establecidas para los polígonos a cielo abierto, salvo la existencia del cubículo.
Entre el punto más alto de la parábola que describa el blanco móvil y el punto de disparo, debe mediar una distancia tal que la trayectoria del proyectil no supere los cuarenta y cinco grados de inclinación.
Se establece como zona de exclusión total un área triangular que tenga como vértice el punto de disparo, del cual saldrán en ángulo de noventa grados dos lados que constituirán los límites del punto de disparo.
Entre el punto de disparo y el fin de la zona de exclusión deberán existir, al menos, trescientos metros lineales.

Artículo 14.—De las armas y las municiones. Solo se podrán utilizar armas y municiones permitidas por la Ley de Armas y Explosivos.
En casos excepcionales y con la autorización del Poder Ejecutivo, las autoridades de policía que señala el numeral 24 de la Ley, podrán utilizar las armas prohibidas que enumera el artículo 25 de la misma Ley. La Dirección General de Armamento, mediante resolución fundada, clasificará los polígonos según la resistencia de sus instalaciones a los diversos tipos de munición y calibre de las armas; el cumplimiento de los términos y alcance de la respectiva resolución, será responsabilidad del propietario y del administrador del polígono.
Las armas deberán estar debidamente inscritas ante el Departamento de Control de Armas y Explosivos y solamente podrán ser utilizadas por su propietario o por la persona que éste designe mediante poder especial, debidamente otorgado con las formalidades de ley.

Artículo 15.—El registro de usuarios. Todo polígono autorizado para funcionar, deberá tener un libro foliado en el que se indicará el nombre, número de cédula y firma del usuario así como las características del arma que será utilizada.
Este libro deberá permanecer disponible para las autoridades competentes y el titular del permiso se encuentra obligado a conservarlo por un término de cinco años.

Artículo 16.—Las emergencias. Todo polígono deberá instalar señales de emergencia sonoras y lumínicas, las cuales serán activadas en caso de cualquier percance, e implicarán un cese total de las actividades del polígono y la activación del Plan de Emergencia respectivo.
La Dirección General de Armamento será comunicada en forma inmediata y por escrito de cualquier evento que haya implicado algún tipo de atención médica o primeros auxilios a cualquier usuario del polígono.

Artículo 17.—Incumplimiento. Se considera como incumplimiento grave y como tal, susceptible de aplicar, la cancelación del permiso previo debido proceso, el permitir la utilización en el polígono de armas prohibidas, salvo que los usuarios sean miembros de los cuerpos policiales facultados para usarlas, cumpliendo previamente lo señalado por la Ley de Armas y Explosivos N° 7530.
Si la Dirección General de Armamento detecta la omisión de alguno de los requisitos de seguridad o incumplimiento de las demás disposiciones contenidas en este Reglamento, mediante resolución fundada conferirá al usuario un tiempo prudencial según sea el caso para enmendar la situación, y si transcurrido el mismo no se han realizado las modificaciones del caso, se procederá a suspender el permiso de funcionamiento. Pasado un mes desde la suspensión del permiso sin que se hayan realizado las correcciones respectivas, se cancelará la inscripción del polígono. Todo lo anterior, previo cumplimiento del debido proceso.

Artículo 18.—Vigencia. Rige a partir de su publicación.

Transitorio único.—Los polígonos existentes que no cumplan con las disposiciones del presente reglamento, tendrán un plazo máximo de nueve meses para ajustarse a los nuevos requerimientos. Para ello el interesado deberá presentar ante la Dirección General de Armamento, para su aprobación, un plan de ejecución que contemple la calendarización de las mejoras de acuerdo a las prioridades de seguridad.

Dado en la Presidencia de la República.—San José, a los dos días del mes de febrero del dos mil cuatro.

ABEL PACHECO DE LA ESPRIELLA.—El Ministro de Gobernación y Policía, y Seguridad Pública, Lic. Rogelio Ramos Martínez.—1 vez.—(Solicitud Nº 17804).—C-84335.—(D31782-34162).

 

Contacto Directo






Info. Contacto

Santo Tomas de Santo Domingo,
Heredia, Costa Rica.
A tan solo 10 minutos del
parque Central de San José.

Llámenos al:
506-8370-1505

506-8990-9145

506-8671-6545

Fax: 506-2460-9851
info@ranchoarizona.co.cr

Frases Celebres